Para los trabajos de bricolaje, plomería o mecánica hoy se tienen a la mano soluciones que facilitan su ejecución, las herramientas inalámbricas son una de estas.

Aunque en un principio se podría encontrar esta tecnología en herramientas básicas, el mercado la ha extendido, desarrollado e implementado en taladros, pulidoras, sierras, atornilladores, llaves de impacto, guadañadoras, ampliando su uso a diversas labores.

Las herramientas inalámbricas son una tendencia a la que expertos recurren cada vez más sobre las herramientas convencionales por sus facilidad y practicidad en el trabajo. “Estas herramientas permiten desarrollar fácilmente y de manera más segura trabajos en altura, además de otras prestaciones como trabajos en lugares aislados y con difícil acceso a la electricidad ofreciendo poder y energía en sus instrumentos”, explica Diego Vásquez especialista en herramientas inalámbricas de la firma fabricante Bauker.

Estas son algunas razones que debe considerar para usarlas pueden ser las que apuntamos a continuación.

Comodidad de uso

En vista de que están fabricadas con materiales ligeros, son herramientas de fácil maniobrabilidad para el operador. Además su diseño es es generalmente compacto y ergonómico, permitiendo que se trabaje con mayor comodidad.

Las herramientas inalámbricas trabajan sin cableado, lo que quiere decir que son más seguras al evitar que el trabajador o su equipo tropiecen con estos.

Herramientas ‘todoterrerno’

La versatilidad de las herramientas inalámbricas permite ejecutar operaciones de lijado, corte (en variedad de materiales como metales, cartón, yeso, plástico, madera o cerámica), rascado, trabajos en el suelo, es decir, tiene una amplia gama de posibilidades para implementar su tecnología.

Los accesorios de estas herramientas incluyen una medida universal, lo cual significa que pueden turnarse con los de otras máquinas, complementando la lista de usos.

Le sugerimos: agilice tareas en construcción con herramientas inalámbrica

Su tecnología superior

Estas herramientas incluyen tecnología Ion de litio con una potencia de 18V que les da mayor duración y un desempeño más regular, por encima de las baterías de níquel-cadmio. Su funcionamiento se basa en vibración a distintas velocidades que puede graduarse.

El valor de la batería y el cargador puede llegar a ser el 50% total de la herramienta, por lo que comprar un taladro con una batería que podrá compartirse con otra herramienta notando un ahorro valioso.

Puede continuar leyendo: no jubile sus herramientas antes de tiempo