La seguridad es el primer punto en la lista para completar cualquier trabajo que le implique estar sobre una plataforma o armazón en una obra, desde instalación de revestimientos, respiraderos, cunetas en la segunda planta, hasta tareas con tornos, yeso, entre otras labores, en una planta alta.

La elección del andamio indicado, según el tipo de proyecto; como los andamios tubulares utilizados generalmente en proyectos de construcciones residenciales, o los andamios colgantes que se encuentran generalmente en los sitios comerciales, requieren entrenamiento adecuado y medidas de precaución.

La Administración de Salud y Seguridad Ocupacional (OSHA), actualizó y publicó recientemente el estándar de seguridad en los andamios, estima que anualmente ocurren más de 9.000 lesiones relacionadas con andamios colgantes, de las cuales más de 3.000 son lesiones incapacitantes, de las que 79 son víctimas, producto del uso imprudente de los sistemas de andamiaje.

Michael McCann, director de investigaciones de seguridad del Centro de Protección de los Derechos de los Trabajadores en Silver Spring, atribuye las infracciones en la seguridad al entrenamiento inadecuado y al querer acelerar la finalización del trabajo. “El tiempo en estos trabajos lo es todo”, dice McCann. “Los contratistas están interesados en la seguridad, pero el capataz es el que se tiene que tomar el tiempo para inspeccionar y seguir los procedimientos”.

Le puede interesar: Un ambiente seguro, garantía de trabajo

Educar a los empleados sobre la seguridad en los andamios y su correcta utilización es crucial para reducir riesgos y tener trabajos de construcción más seguros. La norma OSHA requiere que una persona competente que reconozca los peligros del andamiaje y esté autorizado a tratar el problema sea quien diseñe la estructura.

Los entrenadores y los trabajadores de la construcción deben conocer las condiciones su lugar de trabajo, instalar correctamente el equipo, inspeccionar las estructuras diariamente y seguir los lineamientos establecidos.

 

Lo que debe evitar

OSHA señala en su actualización de estándares de seguridad en los andamios que una de las infracciones más comunes es la deficiente implementación de andamiajes, ya sea sin barandas, elaborados con tablones de madera defectuosos, con acceso inseguro y el arrostramiento inadecuado entre las vigas principales del andamiaje.

 

¿Cuáles son las recomendaciones?

No se puede utilizar cualquier tabla como tabla para andamios. Una tabla no debe utilizarse si:

  • Está quebrada en cualquier extremo lo suficiente como para debilitar la tabla.
  • Está fracturada, dañada por una sierra, astillada, tiene clavos salientes o tiene capas de yeso u hormigón.
  • Tiene aceite, líquido corrosivo o derrames ácidos.
  • Está pintada, ya que la pintura puede cubrir debilidades o defectos potenciales.
  • Está deformada, degradada o debilitada por uso previo.

Debe tener en cuenta el tipo de andamiaje requerido en la industria de construcción. Por ejemplo, para la residencial se deben usar andamios sostenidos, incluyendo andamios de estructura fabricada construidos con una estructura soldada tubular, como:

  • Andamios de gato de bomba, que constan de una plataforma sostenida por postes verticales y soportes movibles.
  • Andamios de palometas en escalera, caracterizados por una plataforma que descansa sobre soportes sujetos a dos escaleras;
  • Andamios de caballete, que incluyen en una plataforma apta para andamios sostenida por caballetes.
  • Andamios movibles con arrostramiento cruzado, horizontal y diagonal que son portátiles y pueden no ser mecánicos.
  • Andamios con soporte montados a un techo o a una pared estructural o que se sujetan a la placa superior de la pared y se utilizan para instalar travesaños.

 

Constrúyalo bien

El caballo de batalla del andamiaje residencial, el andamio con gato de bomba de tareas livianas, consiste de una plataforma sostenida por unos postes verticales y soportes movibles. Estas son las recomendaciones de la Administración de Salud y Seguridad Ocupacional.

  • Riostras: sujete los postes de andamiaje a la estructura de la construcción utilizando riostras triangulares de metal rígido o amarres en la parte superior, inferior y en cualquier otro lugar necesario para mantener seguro el andamio.
  • Postes: utilice miembros verticales de madera o postes de fabricación de aluminio. Los postes de madera no deben ser de más de 30 pies de largo y deben estar construidos de madera de grano plano libre de listones, irregularidades y defectos. Los postes de aluminio son fuertes, más estables y menos costosos de mantener que los postes de madera.
  • Límites de peso: utilice andamiaje que sostenga su propio peso y por lo menos cuatro veces el peso previsto máximo. Restrinja el peso de las personas y los objetos que suban a la plataforma a dos trabajadores o un equivalente de hasta 500 libras.
  • Tablones de pie: instale tablones de pie de por lo menos 3½ pulgadas de alto a lo largo de los bordes externos de las plataformas para prevenir que se caigan objetos y que lastimen a los que se encuentren debajo.
  • Tablones: incluya en su presupuesto tablones calificados para andamiaje con sello de autorización para ser utilizados en andamios que midan por lo menos 2×10 pulgadas. Listone, sujete o extienda los tablones de andamiaje midiendo 10 pies o menos por lo menos 6 pulgadas a partir de la estructura del andamiaje.
  • Cimientos: levante andamios sobre cimientos firmes y nivelados. Disponga y asegure las piernas en cimientos firmes para prevenir que los andamios se muevan o se vuelquen.
  • Barandas: instale barandas que midan 42 pulgadas desde el tablón hasta el riel superior en los andamios que sean más altos que 10 pies sobre el nivel del suelo. Coloque un punto de acceso seguro que conste de una escalera, rampa o elevador personal a no más de 14 pulgadas del andamio.

Por: Ana María Pinzón

Fuente: “Manual de Seguridad de Andamios NAHB-OSHA” y “Manual de Seguridad en el Lugar de Trabajo NAHB-OSHA”.