Según estudios de la Confederación Colombiana de Cámaras de Comercio (Confecámaras), el 86,5 % de las empresas en Colombia son familiares, con una tasa de fracaso del 87 %. Esta situación se presenta también en Latinoamérica y es muy parecida, de acuerdo con las estadísticas conocidas. El cierre de una empresa tiene serios impactos en la familia y en la sociedad.

A diario las Empresas de Familia (EF) están sometidas a una serie de inconvenientes y errores, que de no ser manejados adecuadamente pueden llevarlas a desaparecer del mercado. Es por eso que los empresarios pymes familiares deben aprender a identificar las debilidades y fortalezas de sus empresas familiares, para manejar adecuadamente los conflictos que se presentan permanentemente en esta clase de organizaciones comerciales.

Pensando en ello, Jorge Gámez Gutiérrez, economista y PhD en ciencias empresariales, consultor, investigador y profesor del programa de Administración de Empresas de la Universitaria Agustiniana (Uniagustiniana) y de la Universidad de la Salle, publicó el libro ‘Empresas de familia: casos y cosas’, con el que busca brindar pautas para que los microempresarios puedan resolver de manera práctica las dificultades que surgen a diario en sus negocios.
“La publicación presenta con casos prácticos los problemas y soluciones que pueden adoptar los micro y pequeños empresarios de familia, para que sus unidades productivas no se acaben”, afirma Gámez. Además, se convierte en una herramienta útil, “para que estos microempresarios que no cuentan con los recursos suficientes para contratar una consultoría costosa que les ayude a resolver sus falencias, con las recomendaciones allí consignadas, puedan superar los escollos que tengan en sus entidades”, enfatiza el experto.

También le puede interesar: Pymes, estos son los tres errores más comunes que cometen