Desde el manejo, hasta el transporte de estos insumos son fundamentales para conservar su calidad.

Tal como se controlan las cualidades ambientales para bultos de cemento debe ser el cuidado para los materiales e insumos de la construcción liviana.

Parte de provechar al máximo los materiales usados para la construcción en seco es dándole un tratamiento idóneo para conservarlos, cuidando así la inversión para su obtención.

Las reglas

  • Uno de estos materiales son las placas o paneles, básicos en la construcción en seco, usado para instalar muros no estructurados y techos falsos o paredes que puede ir en interiores o exteriores según sea de yeso, fibra de vidrio u hormigón.

Las placas y paneles en fibra de vidrio o yeso deben protegerse de condiciones climáticas como sol, lluvia o viento y son resistentes a la humedad, por lo que es posible usarlo en interiores para que no se desgaste ni pierda su desempeño.

Ahora bien, en el periodo de almacenamiento, las placas de yeso deben estar en estandartes de mínimo 5 cm del suelo y guardar 40 cm de espacio entre cada uno.

  • Los perfiles de acero galvanizado para drywall también entran en la lista de indispensables de este tipo de construcción. Sus componentes sugieren que el almacenamiento sea un lugar seco y que no esté a la intemperie. En ocasiones puede utilizarse una película impermeable para prolongar su vida útil.

Cuando los perfiles están en espacio de acopio es importante que los mazos mayan atados y alineados y pequeños sobre grandes para evitar deformación como torsión en las piezas.

  • Igualmente, las bolsas de masilla se deben conservar en un sitio seco y alejado de factores exteriores, y almacenarlas sobre plataformas que las alejen del suelo y no excediendo más de 20 bolsas para evitar que caigan y se destapen.

Si se quiere guardar una bolsa con contenido sobrante se puede guardar la masilla en baldes protegiéndolo especialmente de la luz solar.

Le puede interesar: Conviértase en un experto de uniones en sistemas livianos