En construcción se usan diferentes materiales con propiedades aislantes para impedir que elementos como la electricidad, la humedad, el calor o el sonido pasen al interior del inmueble.

Existen diferentes tipos que se adaptan a cada necesidad, por esto, conozca a continuación los principales materiales aislantes, usados en construcción.

  • Espuma de poliestireno expandido: Se conoce también como EPS, y es un material plástico espumado que se fabrica moldeando perlas preexpandidas de poliestireno. Se suele utilizar para aislar el interior o exterior de fachadas, en cubiertas planas o inclinadas y en la construcción de suelos, forjados o muros enterrados.
  • Espuma de poliuretano: Se suele aplicar de dos formas distintas: proyectado a través de un sistema de pulverización simultáneo de dos componentes sobre una superficie llamada sustrato o por colada, en la que se inyectan los dos componentes y se mezclan por batido para introducirlos en las cavidades para que el producto se expanda. Es uno de los materiales que tiene un mejor comportamiento aislante y, si se combina con diferentes aditivos, se pueden conseguir excelentes resultados para aislar el sonido o el fuego.
  • Poliestireno extruido:También llamado XPS. Se comporta muy bien como aislante térmico y se puede utilizar en ambientes húmedos o incluso inundados. Además, tiene un buen nivel de resistencia a ciclos de hielo y deshielo. También presenta buenas propiedades mecánicas y buenos comportamientos ante deformación, es fácil de manipular y tiene diferentes formatos para adaptarse a ubicaciones diferentes.
  • Lanas minerales: Presentan una muy buena protección al calor, ruido y fuego. Además, son capaces de almacenar agua en su interior y tienen un muy buen comportamiento frente al ruido por su naturaleza elástica, que es capaz de disipar la energía de las ondas sonoras e impiden que se transmitan.
  • Placas de yeso laminado: Se usan en ocasiones como material aislante, pero desde un punto de vista térmico casi siempre trabajan combinados con otros, como lanas minerales o espumas, con el fin de alcanzar los niveles deseados.