Accidentes y otros daños a la salud pueden darse en los lugares de trabajo, por esto, la legislación ha venido desarrollando altos parámetros para evitar el peligro de los trabajadores. Entre ellos, un adecuado sistema de gestión de seguridad, salud y bienestar, se deben evaluar los riesgos y establecer medidas preventivas, correctivas y de protección.

En el sector constructor los índices de accidentes laborales lo colocan en una primera posición de siniestralidad con respecto a otras actividades. En todo el mundo, los trabajadores de la construcción tienen una probabilidad tres veces mayor de morir y dos veces mayor de resultar lesionados a diferencia de otros trabajadores de diferentes sectores.

Es imposible prevenir todos los accidentes por eso es importante que tenga en cuenta estas tres acciones si se presenta una situación accidental:

  1. Proteger a los accidentados
    Sobre todo para evitar que se puedan producir nuevos daños si persisten los riesgos o involucrar a otras personas. 
  2. Avisar a los servicios de emergencia
    Eso es sin duda una de las cosas más importantes que podemos hacer al presentarse un accidente. Una vez realizada la evaluación del accidentado se avisará a los servicios de emergencia al teléfono dispuesto para esto. Si hay varias personas atendiendo a los accidentados, es importante repartir las tareas y que alguien se encargue de llamar a emergencias en lugar de atender a los heridos, los especialistas darán un trato correcto según el tipo de accidente.
  3. Socorrer
    Una vez asegurados los dos puntos anteriores, podemos optar por socorrer a los heridos en la medida de las posibilidades y teniendo en cuenta no obstruir el trabajo de el personal medico o de enfermería o causar un mayor riesgo.

Con anterioridad, dentro del proyecto se deberá designar internamente a personas que se encarguen de poner en práctica las medidas de emergencia y entre ellas la prestación de primeros auxilios cuando sea necesario.

Le puede interesar: La feria mueble y madera ahora es interzum en Bogotá